Ir a…

Feed RSS Feed RSS Comentarios Ivoox iTunes Spotify Facebook Instagram Twitter YouTube

31/10/2020

[Reseña] The Last of Us, Parte 2. Cuestiones Morales


Cuando preguntaron a George Miller sobre qué tema central de su película Mad Max, Fury Road, respondió con un simple: “Sobre el recurso más escaso del futuro… la humanidad”. Y es que el postapocalipsis se ha convertido en un entorno perfecto para analizar el significado de humanidad.

The Last of Us, parte 2 [TLoU2], fiel a esta idea, analiza esa parte de nuestra humanidad más oscura, menos amable y que nos cuesta más haciendo tambalearse muchas de las ideas que teníamos preconcebidas.

Sinopsis

The Last of Us, parte 2 es un juego desarrollado por Naughty Dog, publicado por Sony en exclusiva para la PlayStation 4 el 19 de junio de 2020. Su primer su trailer de 2016  nos dejó a todos con una pregunta: ¿Qué ha pasado entre Ellie y Joel?

Tendríamos que esperar 4 años más para saber exactamente que paso entre los protagonistas de la primera entrega:

Han pasado 5 años desde que Joel escapara con Ellie del hospital St. Marie. Cinco años desde que Joel casi destruyera a los Luciérnagas. Cinco años de una mentira entre ambos personajes.

Asentados en la comunidad de Jackson – que ya visitamos en la primera entrega – han rehecho sus vidas. Pero el pasado ha vuelto de manera violenta y cruel, arrebatando toda posibilidad de reconciliación entre ambos personajes.

Ellie se embarca en un viaje para conseguir pasar página. A medida que avanza tendrá que enfrentarse a las consecuencias de sus actos.

Cuestiones morales

The Last of Us, parte 2 plantea una serie cuestiones éticas y morales complejas y de una manera interesante. Es necesario pararse y analizar todo lo que el juego ha transmitido para estar seguro si estamos ante un buen juego o no.

Desde este punto la reseña posee spoilers de los sucesos del juego.

Principio de Causalidad

El principio de causalidad afirma que todo evento tiene una causa y efecto. Las cosas no ocurren de manera aislada, están ligadas a otras en un proceso de interacción. Unas cosas suceden a otras y con frecuencia en el mismo orden.

Neil Druckmann y Halley Gross – escritores de The Last of Us, parte 2– toman el principio de causalidad como arranque del juego. Ponen en primer plano las consecuencias del final del que fuimos participe en la primera entrega de Last of Us.

Hasta la aparición de The Last of Us, parte 2, la decisión de Joel no se había puesto en duda. Habíamos compartido con él y Ellie un largo camino y por ello creímos en su causa: No era justo que Ellie muriera por una cura contra el cordyceps, aun cuando Joel se acabara con la mayoría de los Luciérnagas y la posibilidad de encontrar la cura en su camino. El juego acababa y con él la historia.

Eso era hasta ahora. Abby – la segunda protagonista de The Last of Us, parte 2– es la consecuencia de la decisión de Joel y sus acciones son la causa directa de todo lo que ocurre en esta última entrega.

El Precio de la Venganza

Una de los elementos más evidentes de The Last of Us, parte 2 es la venganza y como se confunde con justicia. Aunque ambas buscan que pague el infractor, hay una diferencia muy fina entre ellas. La Venganza nos incita de una manera primitiva a dañar a alguien. La Justicia busca a actuar pensando en el Bien de manera racional.

Tanto Abby como Ellie creen en lo justo de su causa. Pero al no encontrar respuesta en la Justicia, abrazan la Venganza, como modo de encontrar la paz que han perdido: Abby y la pérdida de su padre, antes de encontrar la cura contra cordyceps; y Ellie la posibilidad de reconciliarse con su padre adoptivo.

Y aunque al final “se hace justicia” – nótense las comillas – se debe pagar un pecio por ello. Ambas acaban perdiendo amigos y familiares. Porque lo que debemos aprender no es que la la Venganza es mala, sino el precio de debemos pagar por ella.

Deshumanización del Enemigo

La deshumanización del enemigo es un mecanismo de autodefensa, una forma de deshacerse de implicaciones morales a la hora de hacer daño a terceros. De esta manera no vemos al enemigo como una persona, sino como un animal o cosa.

Naughty Dog ha utilizado dos herramientas para dotar de cierta “humanidad” a los enemigos humanos. La primera se refleja en las conversaciones que escuchamos al acecharlos o en como nos “hablan” mientras nos dan caza cuando descubren a uno de sus compañeros muertos. De esta manera dejamos de verlos como simple “masillas” sobre los que pasar, recordándonos que estamos quitando una vida.

Pero un enemigo no es nadia si no tiene cara. Por ello al matar silenciosamente a un “enemigo” este nos echa una última mirada, una última suplica por su vida, que culpabiliza al jugar de haber apretado el botón triangulo a tiempo. Poco a poco va consiguiendo hacerte sentir incomodo con lo que estás haciendo.

Conclusión

The Last of Us, parte 2 es un juego ambicioso y con una trama compleja. Nada amable con el jugador, al que se le muestra las causas y los efectos de sus acciones. Esperábamos una historia entre Joel y Ellie, pero nos encontramos con Abby. Y aunque es el motor narrativo de esta historia – siendo uno de los mejores personajes del mundo del videojuego – muchos no consiguen empatizar con ella. Partimos de inicio con opinión sobre ella, que poco a poco se reafirma casi hasta llegar a la mitad del juego, para luego ofrecernos su versión de la historia, cuando no es difícil cambiar de opinión, de comprenderla.

Evito los “What if…” pero me voy a permitir el capricho de fabular. Si The Last of Us, parte 2 hubiera estado centrado solo en Abby – con la misma historia de fondo, descubriendo que quien es y que hizo y con Ellie como antagonista final – hubiera sido más sincero y mejor recibido. Pero Naughty Dog quiso asegurarse nuestra atención, y nuestro dinero, anunciando una historia sobre Joel y Ellie.

La primera entrega de The Last of Us fue un éxito rotundo, tanto para crítica como para público. La segunda parte se estrello choco contra los usuarios, obteniendo una valoración muy pobre – cualquier nota por debajo de 9.0 es mala – que esperaban encontrarse con otra historia centrada en Joel y Ellie y en la que al final todo saliera bien. Pero quizás esta sea la última lección que The Last of Us, parte 2 quiere darnos, la frustración. Y esa es la moraleja final: Ni Ellie, ni Abby, ni los jugadores después de haber “hecho lo que creían correcto” obtienen esperado, dejándonos vacíos y teniendo que seguir hacia delante. The Last of Us, parte 2 en uno de los grandes juegos de Playstation 4

 

Por favor, valora el artículo

Etiquetas: , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu privacidad es importante para nosotros.

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Miguel Ciordia González (como persona que consta como propietario del dominio) .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios El Cornetín de Gondor.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.